miércoles, 5 de marzo de 2014

Putin nominado al Nobel de la Paz


El presidente ruso fue nominado para el prestigioso galardón que concede la Real Academía Sueca. Se suma así a una lista de villanos como Hitler o Mussolini que también optaron al premio.

No, no es una broma. Aunque difícilmente podría serlo ya que nadie se lo creería, pero ha pasado. El muy poco democrático “presidente” de Rusia (por no llamarle Zar), Vladimir Putin, ha sido hoy sorprendentemente nominado al Premio Nobel de la Paz. Se trata de una decisión asombrosa porque no se le conoce vena humanitaria a Putin, más allá de sus compadreos con sus compañeros del KGB (antiguo servicio secreto ruso) mientras bebe vodka o de sus curiosos montajes fotográficos en los que simula ser un encantador de animales (en el último se montó un show bastante original para simular que apaciguaba a un bebe de leopardo).

Pero claro, me pongo a pensar en las cosas que sé de Putin (que seguro que son pocas) y me sorprendo pregúntandome como la Real Academia Sueca puede nominar al Nobel de la Paz a un tipo que hace poco más de diez años mandaba masacrar a poblaciones enteras durante la Guerra de Chechenia; a quien no le tiembla el pulso para cepillarse a periodistas como Anna Politovskaya o enviar a Sibería a quien se le ponga bravo. Pero, claro, supongo que lo que más debe pesar, como siempre en la vida, son los actos recientes, y en ese caso, claro está, debe influir mucho la decisión de Putin de vetar en el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas la intervención internacional en la Guerra Civil de Siria en la que ya han muerto más de 120.000 personas. 

La clave debe estar en lo criterios de elección para dar este premio. Si también fueron nominados al Nobel de la Paz, grandes malvados de la historia como Hitler, Mussolini o Stalin, también parece que Putin pueda cumplir con los requisitos. Pero, que no se confíe: para estar a la altura del galardón hay que liarla mucho, como ya hicieron otros ganadores de este beatífico galardón, como el expresidente estadounidense Richard Nixon y su secretario de estado Henry Kissinger, conocidos por ser los arquitectos de la guerra de Vietnam (entre otras maldades).

No hay comentarios:

Publicar un comentario